Tu velo ideal: Cúbrete de estilo

250

Sabemos que un momento icónico de toda novia es cuando entra a la iglesia. Ese misterio y encanto en el novio al tratar de verla caminando hacia el altar y descifrar su rostro escondido en un velo precioso.

Se creía que usar una tela blanca alrededor de la cara de la novia era un símbolo de protección para evitar el “Mal de ojo” ya que eran propensas a las envidias de otras mujeres. También era un símbolo de virginidad y pureza.

Habíamos tenido esa idea pero hoy en día ya no es necesario que uses un velo para tapar tu rostro. Ahora están hechos para adornar más a la novia, es un accesorio al cual se le puede sacar mucho provecho.

Te presentamos los estilos de velos que hay, tú decides cual es el mejor para ti, de acuerdo a tu vestido y peinado, estos dos factores influyen mucho en la elección.

1.- Corto o Blusher

La longitud de este velo es hasta los hombros. Se usa obligatoriamente para tapar la cara de la novia cuando entra a la iglesia, digamos que es para novias con un estilo más clásico. Va muy bien si tu peinado es un chongo bajo, así no estorba en la peineta del velo.

2.- Francés

Va sujeto de los costados, están hechos de malla o red. Pueden ir en color blanco o para contrastar en negro o rojo. Es para novias con un estilo más moderno y con glamour. Aquí no importa el peinado ya que se coloca muy arriba, incluso a este tipo de velo se le considera como un tocado a la vez.

3.- De fuente o cascada

Es uno de los más tradicionales. Tiene un efecto ondulado, en capas y con mucho volumen, normalmente llega hasta la cintura. Es ideal si tu vestido es en escote strapless, ya que la primera capa llega al hombro y si tu vestido es de manga corta o larga, se vería demasiado excesivo porque se vería mucha tela por todos lados. En definitiva aquí aplica la regla de “Menos es más”.

4.- Vals

Llega hasta la rodilla, a comparación de los anteriores; este velo es muy ligero, es una tela muy transparente, no tiene nada de volumen. Es ideal si tu peinado es alto, ya que lucirá más la caída de tu velo.

5.- Capilla

Si tu idea es una un velo más largo, esto es para ti. Suele ser más largo que el vestido, algunos llevan pedrería o encaje en las orillas para destacar más. Lucen mucho si lo combinas con un vestido estilo sirena.

6.- Catedral

Usualmente miden más de 2 metros. Este velo suele mezclar longitud y volumen. Si tu idea es caminar hacia el altar con algo así, piensa en un peinado bajo. Ya que por el peso de la tela, seguramente te despeinará un poco.

Un plus de estilo:

Lo que está de súper tendencia es agregarle color a tu velo, generalmente van en degradado y suele ser muy sutil. Dependiendo el color puedes escoger alguno que combine con tu ramo o tus zapatillas.